Los certificados energéticos no suponen ninguna molestia para el técnico, yo le di los datos por teléfono al arquitecto y en una semana me envió el certificado”. De piedra nos quedamos ayer cuando lo escuchamos. Increíble pero cierto, y este tipo de prácticas perjudican la credibilidad de un colectivo de profesionales: los certificadores energéticos.

Habíamos visto, que algunas empresas ofertan descuentos muy suculentos. El ahorro está en el fraude. El técnico no se desplaza a la vivienda para tomar los datos de la fachada, observar la orientación del inmueble, evaluar los cerramientos…, sino que lo que hace es preguntar los datos por teléfono o correo electrónico al propietario.

Certificado energetico para vender o alquilar
El certificado energético puede salir caro si no se cumple con el real decreto

Si el inmueble está en la comunidad de Madrid, el certificado energético puede salir caro porque los propietarios que intenten ahorrarse unos pocos de euros por el certificado energético se enfrentan a una importante multa que puede ir de los 1.200 a los 6.000 euros.

De hecho, según la Consejería de economía y hacienda de la Comunidad de Mardid, este tipo de certificación energética además de no ser válida, constituye una “infracción en materia de consumo” por lo que el gobierno regional ha iniciado una campaña de inspecciones de lucha contra este fraude.

Las Autoridades Madrileñas esgrimen que estos certificados energéticos infringen la exigencia impuesta por el artículo 5.5 del real decreto 235/2013, que regula la expedición de estos documentos y que exige que “durante el proceso de certificación, el técnico competente realizará las pruebas y comprobaciones necesarias, con la finalidad de establecer la conformidad de la información contenida en el certificado de eficiencia energética con el edificio o con la parte del mismo”.

Es más, la Comunidad de Madrid advierte también es una infracción de la norma la publicación de anuncios de inmuebles en venta o alquiler en los que pruebe que la certificación energética no se ha hecho conforme a las especificaciones legales podría ser susceptible de sanción, de entre 1.200 y 6.000 euros, tanto para el propietario de la vivienda, como para la empresa que realiza la ‘etiquete fraudulenta’ y para la inmobiliaria o página web que difunda el anuncio.

En SCEnergetica, entendemos que cumplir con esta normativa puede ser irritante para los propietarios que, además de perder dinero por la devaluación de los inmuebles, tienen que realizar el “gasto” del certificado energético, pero el real decreto que entró en vigor el pasado 1 de junio de 2013  especifica que cualquier propietario que quiera vender o alquilar su casa necesita la famosa etiqueta que califica la eficiencia vivienda. Si es propietario, le aconsejamos que contrate el certificado energético a una empresa que vaya a garantizarle que lo hace todo correctamente, olvídese de la picaresca porque al final lo barato sale caro y un certificado energético en SCEnergética no es caro y cumplimos con la ley.

 

Certificados energéticos sin visita al inmueble son un timo

2 thoughts on “Certificados energéticos sin visita al inmueble son un timo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies